1,800 licencias ha suspendido la Direcciòn General de Tránsito

En lo que va del año, más de 1,800 licencias de conducir han sido suspendidas por la Dirección General de Tránsito. Entre los motivos de la aplicación de la severa medida se cuenta el manejar en estado de ebriedad, reveló el comisionado Iván Escobar, jefe de la Secretaría Ejecutiva de Tránsito Nacional.



Desde que la Asamblea Nacional aprobó el 10 de febrero de este año las reformas a la Ley 431, para el Régimen de Circulación Vehicular e Infracciones de Tránsito, esta cifra representa a la fecha un promedio de siete licencias suspendidas por día.

“Lo importante de esta Ley es que nos faculta suspender y cancelar la licencia por cualquiera de las principales causales de accidentes, que es giro indebido o invasión de carril, con solo dos veces que usted lo cometa, porque está poniendo en riesgo no solo su vida sino la vida de los demás”, indicó el comisionado.

Los principales factores que intervienen en los accidentes de tránsito son: exceso de velocidad, giros indebidos e invasiones de carril.

“Y, por supuesto, en cada uno de ellos interviene el alcohol, el licor. Entonces, ese factor de riesgo, nosotros le llamamos así, influye de gran manera dentro de la accidentalidad, porque pierden el control total del vehículo, colisionan contra otro o impactan contra un objeto fijo”, lamentó Escobar.

POCAS SUSPENSIONES

Por su parte, el analista Raúl Obregón, gerente general de M&R Consultores, considera que más de 1,800 licencias suspendidas es una cifra muy baja, en correlación con los altos índices de muerte por accidentalidad.

“Es una cifra que todavía no sorprende, por eso creo que la Policía debe ser más estricta con el tema de las infracciones de tránsito, porque ya con una ley reformada, casi alcanzamos la cifra de muertes del año pasado, y parece que en una buena cantidad de esas muertes hay alcohol de por medio”, opina Obregón.

El especialista en sondeos de opinión pública cree que la cantidad de licencias suspendidas mínima en comparación a un parque vehicular estimado en medio millón de unidades a nivel nacional.

Además, sugiere que de la misma manera que la Policía realiza pruebas teóricas y prácticas para saber qué tanto alguien domina un volante o conoce de señales viales, también debería aplicarse un test que mida la psicología de los conductores, plantea.

“Hablamos de un test que mida el temperamento, la personalidad, para ver si es prudente que esta persona tenga una licencia, y con más razón debe aplicársele a los que ya han infringido las leyes”, recomienda Obregón.

En lo que va del año, 545 personas han fallecido en accidentes de tránsito, es decir, que a dos meses de culminar el 2014, es probable que se superen los 577 fallecidos en accidentes durante 2013.

El comisionado Escobar asegura que “vamos a intensificar nuestras acciones, nuestra presencia, nuestras regulaciones, en los principales puntos y lugares donde se manifiesta aún más el peligro de un accidente de tránsito, y donde se están ocasionando muertes por accidentes de tránsito”.

“Vamos a seguir insistiendo en el uso del casco de protección, del cinturón, de respetar las señales de tránsito”, insistió Escobar. END

Share on Google Plus

Comentarios