Termales de Tipitapa: Fuente natural que "lo cura todo"

Un municipio vecino a la capital nicaragüense tiene una fuente natural de agua caliente que "lo cura todo" y, cada vez más, es visitado por millares de personas, incluso turistas extranjeros, que buscan aliviar sus diferentes enfermedades o simplemente mitigar el estrés acumulado.


A tan sólo 25 minutos y a 35 kilómetros al noreste de Managua, los baños termales del municipio de Tipitapa es un manantial de agua que sale a 70 grados centígrados de temperatura y brota de una arteria del volcán Masaya, situado a 49 kilómetros de la localidad.

Cuando el agua cristalina llega a las piscinas, ubicadas en Tipitapa, ya disminuye a 40 ó 50 grados de temperatura, explicó el administrador de los termales, Darlis López. Al igual que épocas remotas donde las civilizaciones las utilizaban para curar enfermedades, en la actualidad estos pozos termales atraen a los visitantes por su atributo medicinal y curativo que tiene el agua, producto de la alta concentración de minerales y del proceso natural que atraviesa en su camino subterráneo.

"Ellos (los clientes) lo toman como terapia, que esta agua es curativa. Hay testimonios de clientes que vinieron con impedimentos al caminar y, bajo intensa terapia, han logrado aliviarse casi en un 80 por ciento", aseguró el administrador. A las aguas termales se le atribuye propiedades medicinales que ayudan a aliviar y, en algunos casos, hasta curar problemas de reumatismo, mejorar el funcionamiento del sistema nervioso autonómico del cuerpo. Asimismo, puede estimular el sistema inmune, la producción de endorfinas y regulación de las funciones glandulares, entre otros.

El lugar, manejado por el Gobierno central, tiene un coste de entrada de 40 córdobas (1,2 dólares) por adulto y 30 córdobas por niño (1 dólar) y puede hacer uso hasta por 12 horas de las dos piscinas con agua caliente, y para los menores, otra poza con agua a temperatura ambiente. Sin embargo, el perímetro también alberga un baño sauna y una sala de "masajes relajantes" realizado por personas con discapacidad visual, indicó López.

A este sitio, que existe desde hace 75 años, ingresan al menos 1.000 personas durante los fines de semana, y en los restantes, entre 40 y 60 visitantes diariamente. El centro también es visitado por miembros de equipos de fútbol, boxeadores, y fisicoculturitas profesionales que llegan al sitio para liberar su cuerpo de toxinas.

La joven Vanessa Blandino, de 26 años, lleva al menos tres años visitando los termales por padecer de espolón calcáneo, un recrecimiento de hueso que se crea en la parte posterior de la planta del pie, y que en ocasiones le causa dolor al caminar.

"Asistimos cada semana aquí. Padezco de espolón y desde que vengo aquí se me han quitado estos dolores", comenta a Acan-Efe Blandino. El agua de los termales "es bien efectivo", recomienda y a su vez explica que se baña en el agua caliente por 20 minutos y otros 20 los pasa en el sauna. El procedimiento lo repite por cuatro veces.

El Gobierno central invertirá en el local alrededor de 2 millones de córdobas (unos 64.516 dólares), y de ese monto, se destinará 380.000 córdobas (unos 12.258 dólares) al sauna para cambiar la madera del piso y colocarle ventanales de vidrio resistente a las altas temperaturas.

"Este lugar es muy bonito. Aquí mucha gente se ha curado, se ha sanado, ha adelgazado. Yo era gordo y he bajado bastantes libras", señala, por su parte, el conductor de taxi Marvin Galeano, de 60 años, que religiosamente visita el lugar cada semana.

En el centro turístico Aguas Termales de Tipitapa, trabajan 14 personas, quienes se encargan de limpiar las piscinas cada semana, mantener limpio el sitio y atender los miles de clientes que ingresan en busca de aliviar sus diferentes enfermedades o simplemente mitigar el estrés acumulado.


END
Share on Google Plus
ESPACIO DISPONIBLE

0 comentarios: