Cenar gallina en la última noche del año es una costumbre que sigue arraigada entre las tradiciones culinarias de los nicaragüenses y esa es la razón por la cual Mary Cruz Rodríguez sueña con vender 1,000 gallinas por día en los últimos días del mes de diciembre.
Fuente: END

La mujer, originaria de laguna de Apoyo, en Masaya, ofrece sus aves de corral en las entrañas del bullicioso mercado Oriental (sector de los galerones) a precios que oscilan entre los 200 y 220 córdobas.
“Solo he vendido diez gallinas y tengo como meta vender mil al día”, afirmó Mary Cruz Rodríguez, mientras sostenía en brazos a dos de las aves ponedoras que trajo de venta a la capital para quienes conservan la tradición de cenar gallina en caldillo en la noche que marca el final de un año y la llegada del nuevo.
Pero también hay quienes optan por otro tipo de carne como la del chompipe o pavo, que a dos días que concluya el año 2018, se cotizan en el mercado Oriental a un precio que oscila entre los 500 y 700 córdobas cada uno.
“Ahorita la venta está baja, pero tenemos la esperanza que mejoren entre mañana este domingo y el lunes 31 de diciembre”, manifestó Blanca Rosa González, quien tiene 30 años de vender gallinas y chompipes en esta época del año.
Los comerciantes del mercado Oriental también tienen a la venta gallinas de granja ya preparadas para ser cocinadas a precios más favorables, que oscilan entre 80 y 90 córdobas, indició la comerciante entrevistada.
Mientras que la libra de pollo que con el pasar del tiempo ha venido sustituyendo en algunos hogares a la gallina en las cenas del 24 y del 31 de diciembre, el precio por libra varía entre los 36 y 38 córdobas.
FUENTE: END